La ley no debe estar sujeta a negociación: Galarza Villaseñor

El presidente de la FEU abandonará la coordinación del Observatorio Ciudadanos del Transporte Público en caso de que no se atiendan los puntos que buscan mejorar el servicio público urbano

La coordinación del Observatorio Ciudadano del Transporte Público continúa en la espera de los documentos enviados a Jorge Aristóteles Sandoval • Fotografía: Iván Serrano Jauregui

La coordinación del Observatorio Ciudadano del Transporte Público continúa en la espera de los documentos enviados a Jorge Aristóteles Sandoval • Fotografía: Iván Serrano Jauregui

[Iván Serrano Jauregui | Guadalajara, Jalisco, 13 de Mayo del 2014]

El Observatorio Ciudadano del Transporte Público es una entidad creada a petición del Gobierno del Estado de Jalisco como reacción a la ola de accidentes relacionados con unidades del transporte urbano, que terminó con la tolerancia ciudadana el 7 de marzo cuando un camión de la Ruta 368 arrolló a 19 personas en la inmediaciones de la Preparatoria 10, dejando a una estudiante de bachillerato sin vida.

El órgano integrado por universidades, asociaciones civiles y consejos empresariales, entregaron el 8 de mayo al gobierno de Jorge Aristóteles Sandoval, una serie de puntos que buscan solucionar las deficiencias del servicio de transporte público; éstas fueron tituladas como las “Macro Recomendaciones”. A casi una semana de haberse expedido y hacerlas del conocimiento público, el coordinador del observatorio José Alberto Galarza Villaseñor, también presidente de la Federación de Estudiantes Universitarios de la U de G, emite declaración sobre lo que ha derivado de los ordenamientos que buscan entrar en vigor de forma inmediata.

¿Ya existe alguna comunicación entre el Observatorio Ciudadano y el Gobierno del Estado para el cumplimiento de las macro recomendaciones?

Hasta ahorita la única respuesta del Gobierno de Jalisco ha sido a través de los medios de comunicación; no ha habido ni una llamada, ni contestación oficial acerca de las recomendaciones.

Antes de enviar la lista de puntos al gobernador, le enviamos dos documentos: el primero era para modificar el acuerdo sobre la personalidad jurídica del observatorio, y el segundo, sobre un reglamento que tiene que ser publicado por el ejecutivo para que surta efectos.

Entonces el gobernador tiene tres cosas pendientes con el observatorio: la modificación del acuerdo que nos creó como organización, el reglamento que le enviamos para su aprobación y las doce recomendaciones; que si bien se ha manifestado públicamente hacia ella, no hemos recibido ninguna contestación oficial.

En rueda de prensa comentaste que abandonarías el observatorio si no se cumple la mayoría de las peticiones, ¿esto es cierto?

Así es, pero no es una postura únicamente personal sino de varios miembros del observatorio. El observatorio se crea a partir de las sin-capacidades de las autoridades para resolver un tema que todos los días lastima a los jaliscienses, que es el servicio del transporte público; entonces se crea una figura ciudadana que puede opinar sobre la moderación de dicho servicio y que emite recomendaciones con un carácter vinculatorio, que ni siquiera la Comisión Nacional de Derechos Humanos puede realizar.

Las autoridades crearon este órgano, dieron voz a un grupo de ciudadanos, de organizaciones empresariales, de civiles, de universidades públicas y privadas; se tiene todo un cumulo de expertos en un solo espacio para poder poner los puntos sobre las ‘i’ de lo que se debe cambiar inmediatamente del transporte público.

Las autoridades tienen todo el escenario para presionar a los transportistas que no quieran cumplir con las recomendaciones. Si no es así, qué caso tiene el trabajo técnico y jurídico hecho por los que integramos ese observatorio que se creó para tales fines, qué caso tiene si al final todo esto se ignora.

¿Cuántas de las instituciones representantes estarían dispuestas a abandonar el observatorio si no se cumple con las recomendaciones?

Prácticamente el 100 por ciento, salvo que haya una o dos excepciones que en su momento, si se da la situación, pudieran salir.

¿El observatorio ha notado algún cambio en el servicio de transporte a partir de que se anunció el pago fijo a los choferes?

A nuestra mera percepción, porque no habido como tal una encuesta o estudio que pudiera darnos datos duros, no ha cambiado nada. Los camiones siguen circulando a exceso de velocidad, manejando muy mal y peleándose el pasaje. Que ¿qué ha cambiado?, yo creo que todavía nada.
Creo que va a cambiar en cuanto el estado no permita que la ley sea letra muerta, en este estado la ley no debe estar sujeta a negociación. Analicen los doce puntos de la macro recomendación y descubrirán que lo que dicen no es más que se cumpla lo que ya está establecido en la propia ley.

Mientras no se apruebe el reglamento del observatorio, ¿no es aplicable?
Sí es aplicable porque el gobernador ya creó un acuerdo que nos da carácter vinculante y obligatorio, el reglamento lo que nos da es una especificidad mucho más puntual de tiempo de respuesta.
Si hoy no cumplen con lo que dice el observatorio es falta de voluntad política para poder responder lo que es obligatorio. El observatorio ya hizo su trabajo ahora le toca al gobierno hacer sus cosas.

Entrevista radiofónica:

Anuncios